Qué sandalia elegir según tu forma del pie

Si hay algo que nos diferencia son nuestros pies. No hay dos pies iguales, por lo que no todas las sandalias son igual de apropiadas para un tipo de pie u otro. Es importante que analicemos nuestros pies para saber que forma tienen y a que tipología pertenecen para poder elegir la sandalia adecuada y que no nos produzca daño alguno.

Tipos y clases de pies

Hay varias clasificaciones, una de ellas es según la bóveda plantar.

  • Pie cavo. Hay mucha altura en la bóveda plantar
  • Pie plano. No existe altura en la bóveda plantar
  • Pie normal. Una altura media de la bóveda plantar

También podemos clasificarlos según la longitud de los dedos. Se basa en dos aspectos uno en el tamaño de los dedos y la otra en la longitud del primer metatarsiano.

  • Pie Egipcio. Estos son aquellos pies que tienen el segundo dedo más corto que el primero. Es una de las clasificaciones más común. La mayoría de sandalias están pensadas para esta tipología de pie. Por lo que si tienes el Pie Egipcio es más fácil que encuentres calzado apropiado. Una curiosidad, este tipo de pie según los faraones es el más bello estéticamente. Los problemas que pueden derivar en esta tipología de pie en llevar un calzado inapropiado son juanetes o atrofio del dedo primer metatarsiano por llevar el calzado muy estrecho. Las mejores sandalias para este tipo de pie son aquellas que no oprimen la parte de adelante, como estas de Raquel Perez.
  • Pie Griego. Aquellos pies que tienen el segundo dedo más largo que el primero. Si la longitud es excesiva puede dar problemas y es posible que se posicione en forma de garra. Esto va a provocar que se quede comprimido en la punta del calzado. Llevando unas sandalias abiertas en la parte delantera y escogiendo muy bien la talla de las mismas podemos evitar este problema. Prueba con estas Raquel Perez.. Su nombre se lo dan las esculturas griegas, en las que algunas de ellas aparecen representados pies con esta característica.
  • Pie Cuadrado o Romano. Esto pies son aquellos que tienen la misma longitud en el primer y en el segundo dedo. Son los menos frecuentes. Son más anchos por lo que requieren calzado de una horma mas amplia. Puede encontrarlas aquí

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento de aceptación de nuestra política de cookies.