5 razones por las que amarás las sandalias de yute

Quizá aun no sabes lo que es el yute, pero hace años que lo llevas.

Las popularmente conocidas como sandalias de esparto o alpargatas no son de esparto (la mayoría), sino de yute. Este tejido sustituyó al esparto hace años, y los motivos te van a sorprender.

A priori podríamos pensar que se trata de abaratar costes, pero nada más lejos de la realidad. La cuestión es que el yute es mucho más abundante, amable y versátil, y sus características en el calzado han ido relegando al esparto a la artesanía de objetos más decorativos que funcionales. Sus ventajas hacen que el 99% de las alpargatas vendidas en España en la actualidad estén hechas con yute. Te contamos por qué:

1. El yute es natural

Sandalias ecológicas: al igual que el esparto, el yute es una fibra 100% natural, solo que su cultivo es más rápido y sencillo. El yute que compone nuestras suelas veraniegas, cuñas y plataformas no necesita ningún producto químico para su crecimiento o posterior tratamiento, ni siquiera requiere más agua que la de la lluvia, lo que convierte estas sandalias o alpargatas en un calzado ecológico.

2. El yute es más limpio

En contacto con el suelo este tipo de fibra se mancha menos, una ventaja considerable si tenemos en cuenta que este material, al igual que el esparto, no se puede lavar en la lavadora. El tono cremoso de las suelas de tus sandalias de yute no estará impecable siempre, pero durará más tiempo. Un consejo: si metes el pie en un charco de barro recuerda que las reglas para limpiar el yute son las mismas que con el esparto: déjalas secar por completo y podrás utilizar un cepillo de dientes humedecido en una solución jabonosa. Sea uno u otro material, en ambos casos hablamos de una fibra vegetal trenzada que puede deshilacharse en la lavadora.

3. Sandalias más cómodas y transpirables

Las fibras de yute son más ligeras y flexibles. Para los fabricantes de calzado, son más fáciles de moldear sin perder ni un ápice de resistencia. Para los usuarios, la finura del yute se traduce en una mayor comodidad en la pisada y en menos roces y malos olores en tus sandalias, ya que el pie transpira mucho mejor.

4. Actúa de aislante térmico

El yute no es un buen conductor de la temperatura. Esto significa que, sea como sean las suelas de tus sandalias de yute, aunque te gusten las más planas y finas, tus pies se mantendrán aislados y protegidos del calor que desprenden las calles en verano.

5. Estilo y versatilidad

No por ir en último lugar es menos importante contar con un calzado moderno, práctico y elegante que nos lleve a cualquier sitio. Al igual que las manoletinas, las sandalias de yute son un “fondo de armario” veraniego imprescindible por su comodidad y variedad de estilos: sandalias de cuña, de tacón o con plataforma, con tiras, abiertas o cerradas, con más o menos sujeción en el talón…

El yute o el esparto no son conceptos de última moda, sino más bien atemporales. Sin embargo, en los últimos años la tendencia se inclina hacia la naturalidad en el diseño y la sostenibilidad en la fabricación textil. Las sandalias de yute cumplen con creces estos dos conceptos sin dejar de lado la elegancia sencilla que aportan a un vestido vaporoso o a un pantalón vaquero.

Las inquietudes relacionadas con la comodidad, la moda sostenible y la estética encuentran consenso en el yute, por lo que esta tendencia en auge será muy difícil de desplazar por las modas venideras.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento de aceptación de nuestra política de cookies.